Mercedes Benz Clase C: Sus características más sorprendentes

Publicado en por Ma.I.Pérez

La Berlina Clase C de Mercedes Benz impacta tanto en su exterior como en su interior. Su diseño combina fuerza, elegancia y dinámica, y su habitáculo destaca por la amplitud y la alta calidad de sus materiales. La tercera generación de este prototipo estrella de la marca alemana está a la venta en el mercado desde el año 2008.

Diseño exterior impactante

Mercedes Benz Clase C sigue en su diseño externo el canon estético moderno que caracteriza al fabricante alemán, y que se refleja en el alto nivel técnico de sus unidades.

Observando su carrocería, destaca el nuevo diseño de los paragolpes, el capó y los faros, que le imprimen a esta berlina un frontal totalmente dominante.

Elementos que subrayan esa nota, y además contribuyen a la seguridad de percepción, son sus luces diurnas opcionales.

Estos faros están formados por bandas de diodos luminosos, con llamativos apliques cromados.

Las cuatro nuevas opciones cromáticas elegidas para su carrocería, sus grupos ópticos LED traseros, y sus selectas llantas de alineación, refuerzan el impacto visual de sus líneas exteriores.

Con el paquete deportivo opcional (presente en las versiones c32 amg, c36 amg, c43 amg o c55 amg), este clase C agrega embellecedores laterales y faldones llamativos, que refuerzan de manera impresionante el dinamismo de la zaga.

Interiores de lujo

La magnífica configuración externa de éste Mercedes se prolonga también hacia su interior, con nobles molduras y superficies de elevada calidad.

Se destaca en su amplio habitáculo el detalle de un nuevo tablero de instrumentos, que lleva una visera sobre el cuadro de instrumentos.

En las versiones "Elegance" y "Avantgarde", el cuadro de instrumentos incluye además un visualizador TFT, que proporciona mayor asistencia a la conducción.

La sofisticación no está ajena al confort, por lo que también esta zaga sobresale por sus asientos extra confortables, tapizados con nuevos materiales, y por su puesto de conducción totalmente ergonómico.

Al igual que en su diseño exterior, el habitáculo integra nuevos conceptos de color y acabado, que lo hacen aún más sorprendente.

Párrafo aparte merece el techo eléctrico de cristal corredizo, disponible como equipo opcional en algunas versiones. Este mecanismo permite acelerar la ventilación interna del vehículo, sin corrientes de aire, y a través de una pantalla desplazable, protege el habitáculo de la radiación solar.

Mercedes Benz C 63 AMG

Etiquetado en Coches

Para estar informado de los últimos artículos, suscríbase:

Comentar este post